La magia del cine

Fotograma del Viaje a la Luna, 1902
El Caixaforum de Madrid organiza la exposición, GEORGES MÉLIÈS. LA MAGIA DEL CINE, que reúne un conjunto de máquinas, dibujos, vestuario, pinturas, maquetas, grabados y proyecciones, que ilustran el origen del cine y la aportación esencial del director, productor, actor, dibujante, mago y técnico francés. Hasta el primer proyector y las primeras proyecciones de los hermanos Lumiére en 1895, el visitante puede conocer el proceso de experimentación iniciado en el siglo XVII con los estudios de la perspectiva y la cámara oscura para conseguir dominar las imágenes primero estáticas y luego en movimiento. En ese proceso nos encontramos con diferentes aparatos de los que sobresale la linterna mágica y los primeros proyectores, todos ellos pertenecientes a los fondos de la Cinémathèque Française. Fue un conjunto de innovaciones técnicas y científicas como el efecto de la persistencia retiniana y la captación del movimiento en sucesivas fotografías, la cronofotografía, según las investigaciones de Jules Marey, hasta conseguir  lo que es la esencia del cine. En la década de los noventa éste se podría disfrutar individualmente en una máquina primitiva inventada por Thomas Edison, el Kinetoscopio, hasta que los hermanos Lumière muestran su potencial en proyecciones para grupos de personas.
Claro de Tierra

La aportación de Georges Méliès a la historia del cine fue fundamental al proporcionarle el carácter ilusorio y fantástico, el mundo de la imaginación, la magia y la ficción, frente a la captación documental de la realidad. Para ello se valió de un gran número de trucos de los que fue pionero, que emplearía en las filmaciones en estudio: desplegables horizontales y verticales, efectos ópticos y pirotécnicos, pasos de manivela, fundidos encadenados, sobreimpresiones, efectos de montaje y color, paradas de cámara...Llegó a crear entre 1896 y 1912 unas 500 películas de las que sobresale, Viaje a la Luna de 1902 a la que la exposición dedica un apartado especial. Su negocio declinó en 1913, lo que le obligó a retirarse del cine.
Méliès como actor

Sería descubierto en los años veinte por la vanguardia cinematográfica francesa, especialmente los surrealistas que vieron en él a un pionero, dándole el merecido reconocimiento antes de su muerte en 1938. Recientemente este creador del cine espectáculo, que tan rentable y famoso es hoy, recibió el homenaje del director Martin Scorsese con la película, Hugo en 3D, de la cual se pueden ver fragmentos en la muestra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada